Corriente continua – Polaridad inversa

By | 12 abril, 2014

Como ya sabreis, hay varios tipos de polaridades en los procesos de soldadura, entre ellos la corriente alterna y la corriente continua.La corriente continua podemos clasificarla en corriente continua polaridad directa y polaridad inversa. Hoy hablaremos sobre la corriente continua en polaridad inversa. En la polaridad inversa, el electrodo se encuentra a potencial positivo respecto la pieza, conectada esta al polo negativo.

En este caso, y puesto que la energía en forma de calor se distribuye en 2/3 en el polo positivo y 1/3 en el negativo, se necesita un electrodo mucho mayor que una soldadura a igual intensidad en polaridad directa: por ejemplo, si a 150 A se puede soldar con un electrodo de 1,6 mm en polaridad directa, a igual intensidad, es preciso utilizar un electrodo de 4,8 mm en polaridad inversa.

En este método, deben destacarse dos consecuencias importantes:

–    La penetración es poca y ancha:
–    Se produce un efecto de descontaminación, ya que los electrones que salen de la pieza rompen la película de óxidos y arrinconan las impurezas a un lado.

En la práctica, el método de la polaridad inversa no tiene apenas aplicación; solo en casos excepcionales como chapas muy finas de magnesio, es donde el proceso adquiere una cierta utilización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *